Ganemos Salamanca aplaude la intervención del Padre Romo y censura la del presidente de la Diputación en el Día de la Provincia

“Son cosas chiquitas.
No acaban con la pobreza
no nos sacan del subdesarrollo,
no socializan los medios de producción
y de cambio, no expropian las cuevas de Alí Babá.

Pero quizá desencadenen la alegría de hacer,
y la traduzcan en actos.

Y al fin y al cabo, actuar sobre la realidad
y cambiarla aunque sea un poquito,
Es la única manera de probar
que la realidad es transformable.”

maxresdefaultComunicado Ganemos Salamanca / Esta es la cita de Eduardo Galeano que el Padre Romo nos ha recordado a todos los presentes el día en que la Diputación le ha condecorado con la medalla de oro de la Provincia por completa unanimidad de los grupos políticos representados, y que de inmediato ha ofrecido a sus colaboradores más cercanos, pues como también nos ha recordado todo trabajo que perdura es y debe ser colectivo. Sin duda, a nuestra agrupación de electores nos complace y llena de orgullo que el Padre Romo haya sido galardonado con este homenaje, dada su trayectoria, su hacer y sus principios éticos, que admiramos constituyendo un referente, pues “al fin y al cabo, actuar sobre la realidad y cambiarla aunque sea un poquito, es la única manera de probar que la realidad es transformable”.

No obstante, entendemos que por el contrario el presidente de la Diputación, Javier Iglesias, ha estado fuera de lugar en su discurso institucional, al introducir una larga perorata partidista en favor de un gobierno presidido por Mariano Rajoy, haciendo un llamamiento a los alcaldes de la provincia. Esta intervención creemos que ha ensombrecido claramente un acto que debería haber estado dedicado en exclusiva al homenajeado, el Padre Romo, la provincia y sus alcaldes, disponiendo el presidente del PP salmantino, y además senador y por tanto responsable del bloqueo político, de otros foros políticos para aleccionar a sus alcaldes sobre su opinión política interesada sobre la política estatal.

Anuncios